La nueva modificación de la ley del suelo propone aplazar la obligatoriedad de aprobar los planes parciales 2 años. Establece una nueva tasa que irá del 3 al 5% del presupuesto de la obra, para compensar los gastos para dotar de servicios a estas parcelas. Penagos fue el primer Ayuntamiento en oponerse a la prohibición de poder construir en las corolas del suelo rústico. En nuestro municipio la mayor parte de solicitudes de licencias de vivienda unifamiliar esta desarrollada en estas zonas.

 

 

 

Volver