Imprimir

El alcalde de Penagos, José Carlos Lavín, ha trasladado al consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Francisco Martín, su voluntad de colaboración en todos los proyectos que afecten al Parque de la Naturaleza de Cabárceno. Martín y el regidor de Penagos trataron en una reunión sobre el futuro de parque y concretamente de la instalación del funicular, sus condiciones de contrato y la licencia de la obra.

El ayuntamiento de Penagos concedió licencia de obra a CANTUR para la construcción del funicular pero con el condicionado de que se mantuviera el acceso al parque por el pueblo de Cabárceno, acceso que en el proyecto se pretendía cerrar. Sobre este condicionante están trabajando los técnicos de CANTUR y los técnicos de la redacción del proyecto en coordinación con el ayuntamiento.

José Carlos Lavín ha manifestado, después de la entrevista con el consejero, que "hemos notado que con este Gobierno de coalición hay una mayor sintonía" y ha añadido que Penagos colaborará en los proyectos y el trabajo conjunto porque el parque de Cabárceno sigue siendo la "joya de la corona" del turismo de Cantabria, recordando que el 85 por ciento de su superficie está en el término municipal de Penagos. Lavín también ha expresado su confianza de que el desarrollo turístico sea compatible con el desarrollo del parque y la calidad y el bienestar de los vecinos.

Carril bici y tren-tram

El consejero y el alcalde también han estudiado la continuidad del carril bici que desde Santander uniría la localidad de Obregón por Liaño y Villaescusa. Se trata de construir el tramo desde Obregón a Sarón, a su paso por Sobarzo, de un kilómetro de longitud, aproximadamente, que es una demanda del ayuntamiento desde hace años, y que posibilitaría disfrutar de un carril bici desde Santander hasta Ontaneda de forma continua, carril que además mantendría una gran afluencia de senderistas y ciclistas.

Otro de los asuntos tratados ha sido retomar el proyecto de construcción de un tren-tram (tren tranvía) desde Sarón, con conexión con Astillero y Santander, aprovechando una de las vías de ADIF que no está en uso, y que beneficiaría a los vecinos de los municipios de Santa María de Cayón, Astillero, Penagos y Villaescusa. Este proyecto permitiría la conexión con Santander y el entorno de la bahía. Martín y Lavín han planteado que el proyecto podría tener financiación privada al ser viable y solucionar problemas de comunicación de la zona.